Senador Quinteros respalda acuerdo logrado para una nueva Constitución

Sin embargo, parlamentario advierte que no puede entenderse como el punto final de las movilizaciones 

POLÍTICA. El senador socialista Rabindranath Quinteros respaldó el acuerdo por una Nueva Constitución concordado en la madrugada de este viernes, afirmando que se trata de un gran logro luego de 30 años haciendo modificaciones a la carta fundamental elaborada durante la dictadura.

No obstante, el parlamentario señaló que el acuerdo no puede ser entendido como el fin al proceso de movilizaciones y a las expresiones de malestar de la ciudadanía.

Quinteros sostuvo que la redacción del acuerdo demuestra “que es posible establecer coordinaciones transversales para resolver una de las demandas expresadas con más fuerza por la ciudadanía en la calle durante el último mes”.  


“Llevamos 30 años haciendo cambios a la constitución vigente desde la dictadura. Decidir un itinerario de cambio constitucional es un gran logro” aseguró.


Respecto de las críticas que ha concitado el acuerdo, el parlamentario socialista señaló que esta propuesta no puede entenderse como el final de la lucha. “Al contrario, es sólo un nuevo comienzo”.


Añadió que el acuerdo por la nueva Constitución “no es un pacto secreto ni el producto de una “cocina”. No puede ser acusada de esa forma una propuesta que garantiza una participación ciudadana amplia, transparente e informada para decidir si queremos una nueva constitución y, de ser así, a través de qué mecanismo se llevará adelante esta tarea”.


El legislador por Los Lagos precisó que el acuerdo “es la solución política a una demanda ciudadana igualmente política, que también es la clave para terminar con una serie de abusos institucionalizados y para poner fin, de una vez por todas, al legado constitucional de la dictadura”. No obstante puso de relieve que “todavía son necesarias más respuestas a cuestiones sociales urgentes”.


“La propuesta de salario mínimo sigue siendo insuficiente. La demanda por un nuevo modelo previsional y por una mejor salud pública deben ser atendidas con prioridad. Las deudas universitarias, el cobro excesivo de servicios básicos, la carestía de los medicamentos y los combustibles son problemas que exigen solución. No en un año, no en las próximas elecciones, sino ahora”, aseguró.

Agregó que algunas de esos temas  son materia de trabajo legislativo, en tanto otras requieren de la decisión del Gobierno. “Confío en que el presidente y su gabinete sabrán dimensionar la importancia de atender a las demandas con propuestas efectivas y dignas. Aquí no hay espacio ni tiempo para cálculos políticos”, concluyó Quinteros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.